Comienzan las obras de arreglo de la plaza de Santo Domingo.

La obra es la segunda actuación englobada dentro del programa PFEA que se ejecuta en el presente ejercicio 2022-2023. Se trata de una actuación integral, en la línea de las que se están ejecutando en otras plazas de la ciudad, como la de San Gil o San Juan, y que vienen a mejorar de cara al día a día del vecino de la zona el espació, así como lo dota de un ambiente patrimonial acorde para el visitante turístico.

De este modo, el primer tramo de la vía, el más alejado a la Iglesia de Santo Domingo, será una continuidad con la calle Carmona de adoquines de granito, mientras que si nos acercamos a la iglesia, la solería se adaptará con el suelo tradicional de canto rodado y javaluna con recorridos peatonales para facilitar su tránsito. En la portada de la iglesia, habrá un elemento en granito para destacar la fachada, a la manera de lo que se ha hecho, por ejemplo, en el Palacio de Peñaflor.

Toda la plaza irá a cota cero, con arbolado en algunos puntos a base de naranjos y cipreses y otros elementos vegetales en maceteros.

El presupuesto del proyecto es de 202.000 euros, de los que 120.000 van a parar a mano de obra (se crearán 70 puestos de trabajo del régimen de la construcción y 1350 peonadas agrícolas).

El plazo de ejecución es de 4 meses.